11 de septiembre de 2009

Barranco del Pompedru (Asturias)

Localidad: La Molina (Principado de Asturias)
Vehículos: 1 coche.
Aproximación: 15 minutos.
Retorno: 20 minutos.
Duración: 1h30 minutos.
Numero de rápeles: 3. obligatorio 1.
Altura del rappel más alto: 8 metros
Instalación: Buena parabolt y pasamanos instalados en temporada por las empresas.
Regulación: No existe.
Época: En verano y vigilando el caudal.
Graduación: V2 A2 II
Advertencia: Si desde el puente romano no vemos la roca donde acaba el pasamanos, el barranco es muy peligroso.

Después de Llanes, desde Santander, tomaremos dirección a Posada de Llanes y de ahí como si fuéramos a Arenas de Cabrales, encontraremos a la derecha el desvío al pueblo de la Molina. En el pueblo no aparcaremos en la plazoleta, pues es donde dan la vuelta los coches. Cruzaremos el pueblo en dirección al río (todo a la derecha y señalizado)
Al llegar a un puente romano, tomaremos el camino de la derecha y justo después de nuevo a la derecha hasta llegar al río.

Comenzamos en una cueva de paredes verticales de unos veinte metros de altura, en la que encontramos el primer rappel de 8 m.; después por el pasamanos llegamos a un pequeño tobogán y de ahí al primer salto. Después de una marmita grande, llegamos al a otro salto, que cae a una marmita muy profunda.
Continuamos por terreno resbaladizo, ya con el barranco abierto y con algunos pequeños destrepes; llegamos al caos de bloques el cual tiene una cueva entre bloques.
Poco después llegamos a un punto donde el río se divide en tres. La de la izquierda tiene un rappel de 4m., la de en medio uno de 3m., estos llegan a una sala, y en el ramal de la derecha entre algunos destrepes se unen todos poco después.
Justo aquí sale un camino a la izquierda que nos conduce en poco tiempo al pueblo.
Si seguimos río abajo llegamos a los Molinos desde donde sale un camino evidente que también nos conduce al pueblo.

Barranco que nos ha encantado, a pesar de ser corto y fácil. Espectacular la primera parte, encajonada y cueva, con agua cristalina, fría y con un par de saltos muy fáciles pero bonitos.
La segunda parte con muchas entradas en el caos de bloques, que lo hace un barranco muy entretenido.